fbpx Dont worry Plants: Plantas que te dan vacaciones | Fronda
Conoce las plantas

Dont worry Plants: Plantas que te dan vacaciones

Martes 09 de Julio

Algunas plantas dan más trabajo que otras, en este post os hablamos de plantas que “dan vacaciones”. Sí, ¡has leído bien! Tanto si eres de los que viaja con sus plantas, le encargas su cuidado a un vecino o familiar o eres un “plant killer” veraniego… Queremos recomendarte 3 plantas todoterreno que no requieren apenas cuidados y que aguantan bien cuando las temperaturas son altas: Ágave, Aeonium y Crassula, todas ellas de la famila de crasas y suculentas.

Plantas para un verano sin preocupaciones

Las crasas o suculentas ocupan junto a los cactus, el primer puesto de plantas fáciles de cuidar, en gran parte debido a su seña de identidad, las hojas carnosas que funcionan como depósitos de agua donde acumulan la humedad.

Aunque hay infinidad de variedades y especies de suculentas, una combinación que nos encanta es la que nos propone para estos meses el Flower Council of Holland, compuesta por el Ágave, el Aeonium y las Crassulas, también conocidas como plantas de Jade. Juntas proporcionan una paleta de grises verdosos ideal para los días de verano. 

   Ágave   

 

El Ágave es originario de México donde es más conocido como Maguey o Mezcal y cuenta con más de 200 especies. Se trata de plantas suculentas fuertes y robustas, con hojas rígidas, normalmente dentadas, de un color gris azulado o verde grisáceo que crecen en forma de roseta. Son ideales para jardines de bajo mantenimiento, aunque también se cultivan muy bien en macetas para para decorar patios y terrazas

Como curiosidad, además del ornamental, esta planta tiene múltiples usos, los más conocidos son dos de los productos que se extraen de las hojas del Ágave tequilana o Ágave azul: la popular bebida mexicana, el tequila y el sirope de ágave, un endulzante natural.

Las variedades más comunes son: Ágave americana, Ágave attenuata, Ágave parviflora, Ágave parryi, Ágave tequilana .

   Aeonium    

 

Originario de las Islas Canarias, esta planta parecida a otras suculentas como la Echeveria y la Siempreviva, cuenta con más de 35 especies. Su aspecto es peculiar, sus tallos largos y arqueados terminan en rosetones de hojas con formas geométricas casi perfectas, tanto que a veces pueden parecer artificiales. El Aeonium es muy utilizado para conseguir texturas y formas únicas tanto en el jardín como en interior. Las variedades más altas pueden llegar a parecer bonsáis.

Los colores de esta planta son muy variados, desde el verde y amarillo al rojizo o púrpura. Cuanto más oscuro sea su color mejor toleran el sol. Su clima ideal es el mediterráneo, aunque puede vivir perfectamente en zonas más frías en las que las heladas harán que sus hojas se caigan, pero volverán a crecer con la llegada de la primavera.

Las variedades más comunes son: Aeonium arboreum, Aeonium arboreum atropurpureum, Aeonium arboreum zwartkop.

   Crassula o planta de jade    

 

Género diverso y extenso de suculentas con más de 350 especies, originario de Sudáfrica y con fama de dar buena suerte. Es muy conocida como planta de interior, pero se da igual de bien en el exterior. Llamativas, de bajo mantenimiento y siempre verdes estas suculentas de hojas carnosas disponen sus hojas en una gran variedad de patrones. Algunas crassulas tienen los tallos ramificados y pueden crecer como pequeños arbustos, mientras que otras tienen un follaje más denso y bajo y pueden utilizarse como tapizantes.

Las variedades más comunes son: Crassula ovata, Crassula portulacea, Crassula kimnachii, Crassula sardinie siesta.

  Cuidados de Ágaves, Aeoniums y Crassulas   

 

Por sus características similares, estas 3 variedades comparten los mismos (escasos) cuidados:

  • Todas pueden tolerar pleno sol, aunque se adaptan bien a otros ambientes.
  • El riego es moderado, deja que el sustrato se seque entre riego y riego.
  • La tierra debe estar bien drenada. Y si las tienes en maceta, mejor que no tengan plato debajo, o vacíalo al regar para evitar encharcamientos.
  • Y… ¡disfruta de tus vacaciones!